Testimonios
"No conocía arteterapia y me alegro mucho de haber tenido la oportunidad de participar en los talleres. He aprendido mucho sobre mí mismo, me ha servido para conocerme mejor y sentirme mejor con otras personas".  (Pedro A. Participante)
Ahora se que soy una MUSA, soy protagonista de la historia de mi vida. esto lo he aprendido en el maravilloso proyecto Musas en el que he participado. No podría decir qué es lo que más me ha gustado y ayudado porque ha sido todo. Las profesionales que nos han ayudado a sacr lo mejor de nosotras mismas y nos han escuchado y tratado con un respeto y cariño que yo no conocía, también poder hablar con otras mujeres de nuestras historias y nuestras vidas. Visitar museos y como decíamos en el proyecto conquistarlos y hacer que sean nuestros. Simplemente ha sido una experiencia única. Gracias y gracias.
(Helena Morán, participante proyecto Musas III)
Cuando me dijeron que podía ir a una terapia que se llamaba arteterapia pensé que ya no saben qué nombre ponerle a las cosas. Como no perdía nada decidí ir, casi para pasar el rato. A los pocos días de ir me di cuenta de que eso no era para pasar el rato, era algo que me podía ayudar y que le estaba ayudando a mis compañeros. vaya donde vaya siempre me acordaré de las profesionales y de todo lo que nos ayudaron para sentirnos mejor. (Ramón O. Participante proyecto Re-Cordis)
He participado en el Proyecto Gineceo, un proyecto que me ha devuelto las ganas de vivir y sonreir. Sobre todo gracias a la terapeuta, a todas las actividades que hemso hecho en el proyecto y también gracias a cada una de las compañeras con las que he reído y llorado. Siempre me he sentido escuchada y apoyada. Había perdido la esperanza y este proyecto me la ha devuelto. Gracias.
(Ana Sanz participante proyecto Gineceo)
La danzaterapia me ha ayudado a expresar y liberarme de la tristeza que llevaba cargando durante muchos años. Había ido a muchas terapias, había conocido muchos terapeutas y casi me había dado por vencida. Ahora puedo decirle a la gente que tenga depresión, que lo sigan intentando, se puede salir adelante. Yo puedo decir que he salido adelante y que la terapia que he hecho con mi teraputa con la danzaterapia y arteterapia es lo mejor que me ha pasado en la vida. ¡Si se puede!. (Marisa Oliver, participante proyecto Naufragios II)
Naufragios ha servido para soltar mucho lastre que había dentro de mi… mucha pena, impotencia y rencor que arrastraba del pasado. Me he liberado de relaciones tóxicas, del exceso de control de mis sentimientos y de ser la persona perfecta para los demás, pasando a ser la persona que realmente soy, con mis defectos y virtudes, aprendiendo a aceptarme sin buscar la aceptación de los demás. (Laura, N. participante Proyecto Naufragios I)